Las ventas conjuntas de lana, con excelentes resultados

0

Pese a un escenario que se perfilaba negativo para la venta de lana de la Región Sur, diez organizaciones de productores obtuvieron un volumen de venta de 78 millones de pesos. La coordinación público-privada, fue esencial para el éxito.

(Por Diego García, INTA Bariloche) Luego del cese de actividades en los meses de abril y mayo por la pandemia, productores laneros de la región reactivaron la comercialización con la venta de un lote post parto de la Cooperativa Indígena de la región Sur.

Son parte de las diez organizaciones que, nucleando a 385 familias de pequeños productores de Río Negro, realizaron ventas coordinadas por el equipo de extensión de INTA en la Región Sur por casi 256 mil kilos de lana sucia, representando un volumen total de venta que supera los $78 millones.

La pandemia no fue la única razón que planteó un escenario complejo para la comercialización. El mercado lanero internacional, sesgado a la baja por el conflicto de aranceles comerciales bilaterales entre China y los Estados Unidos, afectó el comercio internacional global, sumado a una reducción en la tasa de crecimiento de la clase media en China.

Ambos aspectos incidieron en un ininterrumpido descenso de los valores récords del 2018 hasta el inicio de la zafra 2019/20. A esto se sumaron dos variables nacionales que pesaron en el sector exportador: la modificación decretada por Nación respecto a la liquidación de divisas cobradas por los exportadores y la incertidumbre por el cambio de gobierno.

Pese a esto, el carácter organizativo de la venta superó el virtual escenario negativo con excelentes resultados: el precio neto de bolsillo de 306 $/kg, un 70% al valor promedio de acopio regional de 180 $/kg, representándole al productor un diferencial de 126 $/kg. El volumen total comercializado generó un diferencial contra el centro de acopio de $32.201.145 y, dado a la formalidad del canal comercial desarrollado, un aporte impositivo global de $18.931.901.

La venta se llevó a cabo a través de cinco licitaciones durante los meses de noviembre y diciembre de 2019 y enero, febrero y junio de 2020. Se obtuvo un valor promedio global de u$s 5,07 por kilo de lana con una calidad promedio de 19,6 micrones (μm) de diámetro de fibra y 57 % de rinde al peine.

Se trata de las Cooperativas Ganaderas Nueva Esperanza (Laguna Blanca), Peumayén (Pichi Leufú), Pichi Cullín (Corralito), Amulein Com (Comallo), Indígena y Calibui (Ingeniero Jacobacci); las Comunidades de Blancura Centro, Pilquiniyeu del Limay; la Sociedad Rural de Comallo y el Grupo de Ganaderos de Los Menucos, son las diez organizaciones que venden conjuntamente coordinadas por el INTA, y forman parte de la Red de Organizaciones de la Región Sur.

La concentración de lana de pequeños productores en el marco de una organización permite obtener escala comercial y vender en el mercado formal directamente a las empresas que procesan lana en Argentina.

En los últimos años, se ha incrementado el volumen de ventas, recuperando en valor real los fondos administrados por las organizaciones, otorgándoles una versatilidad financiera para prefinanciar, parcial o totalmente, las compras de forraje y leña, y contar con fondos propios para refacción de bienes y contratación de servicios, entre otros beneficios para los productores.

“El INTA acompaña año tras año a los productores desde la clasificación, enfardado y acopio hasta el momento de las licitaciones de la venta conjunta. El proceso permite consolidar a las organizaciones de productores de la Región Sur, mejorar la competitividad y favorecer la economía regional”, expresó el director del INTA Bariloche, Mauro Sarasola.

Estos procesos implican una vinculación interinstitucional que comprende a los equipos técnicos del laboratorio de Fibras de INTA Bariloche, las agencias de extensión del INTA en Ingeniero Jacobacci, Los Menucos y Bariloche, y los técnicos de Pilcaniyeu e Ingeniero Jacobacci del Programa Ganadero del Ente para el Desarrollo de la Región; A su vez, el ProHuerta, el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de Río Negro, Ley Ovina y el Programa de Mejoramiento de la Calidad de la Lana -Prolana- han realizado aportes financieros críticos para gastos de logística, acondicionamiento, equipamiento y fondos de prefinanciación de esquila.

Al respecto, el jefe de la agencia del INTA Ing. Jacobacci, Andrés Gaetano, destacó el proceso de consolidación del canal comercial asociado como un consorcio de organizaciones capaces de licitar secuencialmente a lo largo de toda la zafra y desde toda la Región Sur.

“Esperamos que el tiempo nos permita ver una Red de Organizaciones autónoma y funcional a sus propios principios, y a los organismos públicos acompañando un proceso en el que la comercialización sea una fuerte excusa para desarrollar un espacio de articulación inter-organizacional, que utilice de forma más eficiente y transversal los recursos disponibles”, concluyó Gaetano.

En números
265 mil kilos de lana sucia lograron colocar en el mercado las organizaciones de productores de la Línea Sur.

Fuente: Diario Río Negro.

Share.

About Author

Leave A Reply