Cosechan su primera producción de trigo agroecológico

0

La iniciativa la llevaron a cabo dos organizaciones pampeanas en un predio ubicado entre General Pico y Dorila, y para ello destinaron maquinarias rurales recuperadas.

“Con una terrible tormenta que nos pisaba los talones, terminamos la cosecha del trigo. Tenemos trigo sin agroquímicos, fue posible. Esta es nuestra primera producción agroecológica en escala, con maquinaria propia, comunitaria, con la solidaridad de muchísimas personas que dieron mucho apoyo para que esto hoy sea una realidad. Gracias a todos que le pusieron todo el compromiso, sobre todo cuando la cosa se complicaba”, indicaron desde la sede piquense de la Cooperativa La Comunitaria de Rivadavia de Provisión de Servicios Culturales y Sociales Limitada.

Carlos Alainez, referente de La Comunitaria en General Pico, contó que pese a que fue “un año malo por falta de agua”, y que el proyecto se inició tarde, dado que se sembró el trigo de ciclo intermedio a fines de junio, se logró un rinde de 1.200 kilos por hectárea. Además, consideró que esto “fue bueno, para ser que no usamos ni herbicidas ni fertilizantes”.

Máquinas recuperadas

Se trata de una iniciativa comunitaria y cooperativa, con diferentes objetivos, dado que por un lado se apuntó a la producción de alimentos de cercanía y llegar con productos sanos a la mesa, y por otro, a demostrar la factibilidad de un proyecto agroecológico a escala. Participaron La Comunitaria, el Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) Rural y la Cooperativa Regional de Electricidad de Obras y Otros Servicios de General Pico Ltda. (Corpico), que cedió el predio de 45 hectáreas para la siembra. También se acoplaron algunos productores a quienes “les interesa esto de reutilizar la maquinaria”.

Esto se gestó a principios de año, y para hacerse de la maquinaria recurrieron al acondicionamiento de cosechadoras y otros equipos que estaban en desuso y que fueron cedidos por antiguos productores agropecuarios.

Primero, se arregló una sembradora que no estaba en funcionamiento, y también un disco doble acción y un tractor del año ‘80.

Harina agroecológica

El proyecto apuntó demostrar que se podía llevar a cabo una producción agroecológica, es decir, sin uso de agroquímicos, pero a escala. Para ello se hicieron varias pasadas con el disco doble acción para el control de las malezas.

Luego, eligieron sembrar trigo, porque resulta lo “más sencillo para arrancar la producción agroecológica en escala”, y el desafío, será “continuar con maíz”, destacó el cooperativista.

La primera parte no fue sencilla, porque el proyecto estuvo amenazado por un “principio de seca”. Sin embargo, las lluvias que se registraron en la segunda mitad del año, hicieron prosperar al trigo.

La iniciativa tuvo por objetivo además revalorizar otras prácticas agrícolas, y pretende llegar a la fabricación de harina agroecológica, que pueda tener un precio más accesible al que se ofrece en el mercado.

Ventajas del modelo
La producción agroecológica comenzó a ganarse su lugar en los modelos productivos pero la rentabilidad suele ser una limitante. En este sentido, técnicos del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) llevaron a cabo hace unos meses un ensayo en la Chacra Experimental Integrada Barrow y demostraron cuán rentable es este modelo.
En este caso, se sembró trigo bajo un modelo agroecológico, reduciendo los costos a través del uso de fitosanitarios biológicos y optimización de rendimientos.“Los sistemas simplificados actuales enfrentan costos muy altos, principalmente, en insumos químicos como fertilizantes y herbicidas”, reconoció Martín Zamora, referente nacional de Agroecología del INTA. Según los datos aportados por el técnico, se necesitan 35 quintales para cubrir los gastos de la campaña.

Fuente: La Arena.

Share.

About Author

Leave A Reply