Ariel Guarco disertó en el 14º Congreso Brasileño de Cooperativismo

0
El máximo dirigente cooperativista a nivel internacional brindó un discurso de 10 minutos en el que abordó los principios tópicos hacia un nuevo orden económico mundial.

En ocasión del 50° aniversario de la Organización de Cooperativas Brasileras (OCB), el presidente de la Alianza Cooperativa Internacional (ACI) se refirió al alto impacto positivo de las cooperativas en la economía mundial bajo una perspectiva social y solidaria, que se traduce en el lema “somos la responsabilidad social hecha empresa”; a los desafíos planteados en la Defensa del Planeta y los referidos a la Inclusión y Democratización Financiera; así como a la necesaria defensa del Trabajo Decente.

Luego de saludar a la organización que celebraba su cincuentenario, y con la calidez que lo caracteriza, Guarco dio cuenta de que “los cooperativistas somos más de 1.200 millones de miembros, lo que convierte a nuestro movimiento en uno de los más grandes. Este es un número muy importante para recordar, especialmente cuando hablamos de desafíos globales”.

Poniendo una vez más en valor los Objetivos para el Desarrollo Sostenible (ODS) -a los que la Alianza Cooperativa Internacional adhirió oportunamente-, el dirigente cooperativista expuso que “esos objetivos han sido y son parte esencial de nuestro trabajo durante más de 170 años, desde que naciera en Rochdale aquella cooperativa que marcara el inicio del cooperativismo moderno. Está en nuestro ADN. Somos socialmente responsables porque así lo expresan nuestros principios y valores cooperativos”.

Con una mirada integral, “desde el cooperativismo estamos promoviendo formas de consumo responsable que vayan de la mano de un sistema de producción responsable. No es sostenible un consumo irresponsable como el que observamos en estos tiempos, que obliga a formas de producción que atentan contra la vida del planeta”, destacó Guarco.

En línea con la convocatoria que lanzó por estos días el Papa Francisco a economistas de todo el mundo, el presidente de la ACI sostuvo que “debemos mostrar y demostrar que es posible construir una economía democrática, una economía que represente los intereses y las aspiraciones de nuestras comunidades”.

“Estamos sufriendo las consecuencias de una economía que piensa en términos financieros globales, pero que da la espalda a las necesidades de cada uno de los hombres y mujeres que integran nuestras comunidades”, dijo, para reclamar que “necesitamos que nuestras empresas estén al servicio de nuestra gente, de nuestros territorios, de nuestras aspiraciones y de nuestro futuro”.

En línea con la Organización Internacional del Trabajo (OIT)
“La preocupación central, en el debate de la OIT, no son los riesgos del desempleo, sino la precarización del trabajo”, señaló Guarco, quien remarcó uno de las puntos centrales del cooperativismo, es decir, “poner en el centro de nuestros objetivos al ser humano”.

“Las primeras cooperativas fueron una respuesta frente a la Revolución Industrial. O más precisamente, frente a los desmanes que el capital concentrado hacía con la revolución industrial”, historizó, para concluir que “hoy estamos en la misma encrucijada: la transformación digital que está enfrentando el mundo de hoy”.

Share.

About Author

Leave A Reply