Prevén un segundo semestre complicado en la industria fueguina

0

Con motivo de la venta de 200 televisores con marca propia, de 50 pulgadas y tecnología 4k, desde la Cooperativa de Trabajo Renacer expusieron un escenario de incertidumbre sin precedentes, dado que por primera vez desde su conformación, la fábrica recuperada no tiene asegurada la continuidad laboral para el resto del año.

“La inflación se devoró todos nuestros recursos, hay una recesión importante del mercado, un gran problema con las paritarias”, planteó Mónica Acosta, presidenta de la Cooperativa de Trabajo Renacer Ex-Aurora Ltda., empresa recuperada que busca “surfear la crisis de la mejor manera que se pueda”.

La trabajadora relató que desde la Cooperativa esperan conseguir financiamiento en el corto plazo para “hacer algunas partidas para colocar televisores en el resto del país, porque nos interesa trabajar esto. Esta es nuestra tercera crisis y no nos quieren dejar disfrutar este pequeño momento productivo (NR: en alusión a la producción de 200 unidades de marca propia), porque la verdad no tenemos garantizado el segundo semestre. Nuestros clientes van a esperar a ver qué pasa con el mercado, qué tipo de stock va quedando. Preocupa que se ven demasiados productos importados y todo tiende a un grado de descomposición en nuestro rubro, pero nosotros seguimos apostando. Nuestro camino no es la especulación financiera, ni comprar Lebacs ni dólar futuro, por eso nos seguimos comprometiendo y, aunque nuestros recursos sean modestos, vamos comprando maquinaria”, expresó.

Para sortear la falta de contratos, apelan a financiamiento del banco para seguir fabricando: “Otra vez le estamos pidiendo al Banco de la Provincia (de Tierra del Fuego) que nos renueve la carpeta para tomar un nuevo empréstito y comprar con ello 5.500 televisores para el segundo semestre. Seguimos apostando a lo que mejor sabemos hacer, que es defender nuestra fuente de empleo, en un contexto sumamente desfavorable”, indicó.

Dio a conocer un dato revelador sobre el abuso que están padeciendo las pymes, con total ausencia de respaldo de la política nacional: “Hasta los clientes grandes están con su cadena de pago diferida o rota, con cheques rechazados. Esa es la vedette de la economía, sobre todo en las pymes. A la mayoría nos pagan con cheques con fechas tan diferidas que hoy el Banco Central y distintos bancos estatales están comprando los cheques de las pymes a razón de una tasa del 25%. Todo es un canje negociable y hasta el banco central se aprovecha de esta situación”, lamentó.

La dirigente cooperativa señaló que “son muchas pymes también las que trabajan alrededor de Renacer, desde la logística, el transporte, el señor que nos prepara los menús todos los días, el señor de la imprenta que tiene su personal a cargo. Si algo de esa cadena de valor se corta o se rompe, nos afecta a todos. Por eso tratamos de sostener este circuito virtuoso de trabajo, en un momento que no es favorable para nuestra actividad”, manifestó.

Fuente: Radio Universidad UTN Río Grande .

Share.

About Author

Leave A Reply

A %d blogueros les gusta esto: