La Planta de Cañada de Gómez recuperó mil toneladas de plástico

0

Antes de los nueve meses de su puesta en marcha, esta nueva industria de la Asociación de Cooperativas Argentinas (ACA) se erige en la única empresa argentina productora de fitosanitarios y silobolsas que recicla el plástico de sus agroinsumos que envía al mercado, con el objetivo final de tener suelos, agua y aire más limpios.

ACA, a través de su Planta de Recupero de Residuos Plásticos, ya obtuvo las primeras mil toneladas de productos finales, los que son vendidos a industrias consumidoras de plásticos reciclados.

Ubicada en la localidad santafesina de Cañada de Gómez, el objetivo de esta industria es recuperar el 100% de los envases de fitosanitarios (bidones) y silos bolsa que la entidad elabora, comercializa y distribuye anualmente en el mercado, a través de su red de 150 Cooperativas y Centros de Desarrollo Cooperativos.

“ACA es la única empresa en Argentina productora de fitosanitarios y silos bolsa que recupera la totalidad del plástico que se utiliza en el campo. Suelos, agua y aire más limpios es el compromiso sustentable de la Asociación de Cooperativas”, dijo el contador Víctor Accastello, director de Insumos Agropecuarios e Industrias.

De las 70 mil toneladas anuales de residuos plásticos del campo que se generan en el país, ACA representa el 10%. De allí que las siete mil toneladas (seis mil de silobolsas y mil toneladas de bidones) usadas por los más de 50 mil productores que se integran a la Asociación a través de sus Cooperativas, podrán ser recicladas en la búsqueda de un balance de masa neutro.

Accastello enfatizó en este emprendimiento de ACA tiene una fuerte impronta social y ambiental, ya que significa “la puesta en valor de un residuo como nueva materia prima, la extensión de vida del plástico usado, reducción de la huella de carbono al evitar el uso de gas para producir polietileno virgen, y la creación de nuevos puestos de trabajo”.

Por el momento, la planta solo recupera residuos de silos bolsa, pero luego de la reciente reglamentación de la Ley de Gestión de Envases Vacíos de Fitosanitarios, en algunos meses más esta industria podrá trabajar con bidones triple lavados que llegarán de los Centros de Acopios Transitorios (CAT), unidades que serán las receptoras de los envases provenientes de los campos de los productores,

Al señalar cómo el productor debe enviar los residuos plásticos, Accastello explicó que hay diversas formas. “Algunos productores lo llevan a la Cooperativa directamente o las mismas entidades lo recolectan. Otras le han dado la tarea de recolectar los residuos plásticos a entidades de bien público, por ejemplo, bomberos voluntarios, por lo que reciben un importante aporte económico y se cumple una función social”, advirtió.

“Lo más importante es la temática ambiental. Como empresarios, tenemos la obligación de cuidar el ambiente y ese fue la razón fundamental de la Planta de Recupero de Plásticos Usados que construyó ACA. Un ambiente más limpio es una responsabilidad de todos”, afirmó el funcionario de ACA.

Visita del gobernador santafesino

El gobernador Miguel Lifschitz recorrió las instalaciones de la Planta de Recupero de Residuos Plásticos de ACA Cañada de Gómez.

“Estamos ante una planta modelo, con alta tecnología, y es una obra que entusiasma y nos habla de la Argentina que viene”, dijo el gobernador de la provincia de Santa Fe, Miguel Lifschitz, al visitar junto a la intendente municipal de Cañada de Gómez, Stella Clérici, las instalaciones de la industria que montó la Asociación de Cooperativas Argentinas para recuperar los silos bolsa y envases de fitosanitarios que lanza anualmente al mercado.

La máxima autoridad santafesina precisó que esta industria, propiedad de ACA, “se encuadra perfectamente en la nueva Ley de Gestión de Envases Vacíos Fitosanitarios, recientemente reglamentada”, a la vez que tomó nota de parte del Director de Insumos Agropecuarios e Industrias de la Asociación, contador Víctor Accastello, que “el retorno de la inversión es ambiental, pues colabora para que haya menos plástico usado desparramado por los campos, y ahorro de gas para producir polietileno virgen, ya que se reutiliza el plástico usado extendiendo su vida útil”.

También se le advirtió a Lifschitz que la entidad cooperativa de segundo grado “invirtió más de 2 millones de dólares, de un total de 8 millones de dólares, en la planta de tratamiento de efluentes, lo que permite recuperar más del 90% del agua que se utiliza en el proceso industrial, mientras que el porcentaje restante se deriva a vuelco dentro de los parámetros exigidos por Ambiente de la Provincia de Santa Fe”.

Autor: José Luis Ibaldi

Share.

About Author

Leave A Reply