Las dificultades para sacar adelante un proyecto cultural en el marco de la pandemia

0

Se están organizando para volver a trabajar cuando se levanten las restricciones.

“Estamos bastante desgastados como cualquiera, con todo esto de la segunda ola de la pandemia, como alteró la vida personal y profesional de cada uno, y obviamente este trabajo que hacemos ad honorem y por amor a la Cooperativa. Se complica reunirnos porque los tiempos de cada uno han cambiado, antes teníamos los horarios más determinados y sabíamos que horarios teníamos fijos y cuáles no, hoy en día varía muchísimo. Estamos trabajando todo el día con los teléfonos y es desgastante”, aseguraron desde las Cooperativa de Trabajo Coop.Art.E. Limitada, de la ciudad de Gualeguay.

Pese a que en esa ciudad entrerriana la cantidad de casos informados como positivos no dejan de girar en torno a los 50 casos diarios la semana pasada recibieron la habilitación para volver a funcionar.

No obstante, no quisieron empezar enseguida: “decidimos tomarnos esa semana para: limpiar el edificio, hacer las compras de material necesario para desinfectar y poder retomar las clases, dejar el espacio en condiciones y promocionar los talleres que tenemos, que cada tallerista hable con los alumnos que tenía y ver quienes regresaban y quienes no, para ver el cupo faltante, teniendo en cuenta que los talleres se dan con un cupo de 30 por ciento de aforo y en un lugar semicerrado, además, teníamos que decidir si hacía falta promocionar más en caso de ser necesario”, detalló su secretaria Romina Fernanda Nassiff a El Portal de las Cooperativas

La Cooperativa tiene un salón y dos aulas muy chicas.

El problema de los números

En una nota anterior desde esa Cooperativa señalaban felices que habían conseguido un contador que les lleve los números, sin embargo, esa alegría duró poco.

Nassiff misma cuenta lo que pasó: “Creíamos que habíamos conseguido contador. Me cansé de escribir todas las semanas para ver qué podíamos hacer, (en principio) nos había ayudado en el tema de la digitalización de las actas, de las boletas, de las compras, organizar la información física de la Cooperativa, nos orientó. Quisimos hacer videoconferencias para comunicarnos y nunca llegamos a ningún lado. Estamos a la espera de que aparezca alguien, agotamos muchas instancias, hablamos con el Colegio de Profesionales de Contadores de Paraná, por intermedio de él y ahora nos mandaron una capacitación contable, estamos viendo quien la realizará para ver si tenemos una solución”.

“La verdad que las energías se van agotando un poco- lamentó- además del contexto de pandemia se suma que el querer hacer bien las cosas sea tan difícil, porque queremos sacar a flote una Cooperativa cultural, tener sus papeles al día, pero se torna complicado cuando hay tan pocos contadores que estén capacitados en la rama Cooperativa. Es desgastante ver que cada puerta que intentas abrir, se te cierra y que no haya un poquito de luz en el medio”, concluyó.

Share.

About Author

Leave A Reply