Dan a conocer su producción artesanal y agroecológica

0

Llevaron adelante una degustación de vinos para acercar el trabajo de quienes realizan estas producciones.

La Cooperativa Agropecuaria de Provisión, Transformación, Comercialización de Contratistas de Viñas y Frutales, Trabajadores y Productores Agropecuarios, Artesanos y Vitivinícolas Cotraavi Limitada participó del Club del Vino Artesanal y Agroecológico que realiza todos los viernes el Almacén campesino.

Esta iniciativa busca fomentar la comercialización y el trabajo conjunto entre organizaciones productivas de Mendoza. En este sentido, el Almacén Campesino, ubicado en la capital mendocina, ofrece productos agroecológicos y cooperativos de toda la provincia y de otros puntos del país.

El vino “Del contratratista”, el primer lanzamiento de la Cooperativa Cotraavi, fue presentado ante varios ciudadanos y ciudadanas que se arrimaron para disfrutar, conocer sobre el producto y su elaboración. Gabriela Olea, presidenta de Cotraavi, explicó: “En el Almacén Campesino está nuestro vino. Ellos han tomado la iniciativa de hacer un Club del Vino, donde todos los viernes presentan un vino distinto”.

Desde Cotraavi, rescatan esta actividad porque permite encontrarse con diversas personas que se arrimaron al almacén para comprar diversos productos. En este sentido, Olea sostuvo: “Estuvimos ahí con Verónica Moreno, que es la enóloga de este vino Del Contratista. Fue una degustación muy linda porque no sólo las personas que pasaban a adquirir algún productor del almacén pudieron disfrutar de la degustación; sino también personas que venían de Buenos Aires y personas que fueron convocadas por pertenecer a otras organizaciones”.

Otro aspecto importante de este tipo de encuentros, es que promueve el intercambio entre productores y productoras. De este modo, la tradición de Cotraavi, según su presidenta, tiene mucho para enseñar: “Nosotros contamos la historia de este vino, el sacrificio con el cual se hizo. Muchas personas que se acercaron eran elaboradores artesanales de vino, y querían conocer nuestra experiencia y estaban muy sorprendidos porque veían que nuestra historia y experiencia los motivaba a poder crecer ellos mismos. Porque nosotros también fuimos elaboradores artesanales en un comienzo, hicimos cursos para comenzar a incursionar en este camino que es el de la elaboración del vino, pero también el de la comercialización. Al principio fue un sueño, pero se hizo realidad, está siendo realidad”.

Para Gabriela Olea, recibir comentarios de apoyo y devoluciones sobre su producto, es una fuerza importante para seguir elaborando vinos de calidad y desde el trabajo cooperativo: “ La verdad que nos encantó ser motivación para muchos que estaban ahí, recién incursionando y también poder traernos la satisfacción de saber que nuestro vino es un vino que agrada a quien lo toma. Esos comentarios lindos que recibimos nos dejaron muy felices y sabiendo que no sólo contamos una historia, una experiencia, sino que también sirve de motivación para otros que también la luchan día a día en este sueño”.

Share.

About Author

Leave A Reply